FRANCO HERNÁNDEZ BERNI: EL INTENDENTE QUE VIVE EN OTRA REALIDAD

16

Sus concejales ahora cobrarán 600 mil pesos en idéntico porcentaje a la suba tributaria, a lo que le sumará la creación de nuevas áreas de gobierno. En Tartagal reina la indignación ya que el contexto actual dicta una noción de austeridad total y de achique del Estado.

La información la dio a conocer El diario de Tartagal. Tras conocerse los impiadosos DNU y los tarifazos que sacudieron a la Argentina desde la asunción de Milei, resulta que el intendente de Tartagal, quien vive en una realidad alterna, les aumentó a sus ediles en idéntico porcentaje a la suba tributaria, lo que de ahora en más significa que pasarán a cobrar 600 mil pesos.

Además de la inexplicable creación de nuevas áreas de gobierno en un contexto de austeridad total y de achique del Estado. Por supuesto que la noticia de inmediato fue replicada por los medios capitalinos.

Según el medio que brindó la novedad, indica que a pesar de calificar de “desmadre” la situación económica del Municipio de Tartagal y despedir trabajadores eventuales, el intendente de Tartagal tomó la decisión política menos pensada, aumentó en un 200% (el mismo incremento que aplicó a las tasas municipales) los sueldos de su planta política, que además agrandó.

Según trascendió la decisión ya fue aplicada a la dieta de los concejales, pasarían de cobrar 200 mil pesos a cobrar 600 mil pesos aproximadamente; y recordemos que ningún funcionario puede cobrar más que el intendente.

Los concejales Margarita Rauch, Sergio Jure y Sergio González, confirmaron que habrían cobrado su sueldo con un incremento.

Evidentemente Franco Hernández Berni aún cree que gobiernan los Kirchner o bien sus pensamientos pasan por una ilusión onírica, donde no se enteró que la clase media argentina acaba de desaparecer y se vive un contexto prácticamente hiperinflacionario.