ALBERTO: “QUE RICO TIPO”

6

El expresidente kirchnerista accedería a un haber mensual equivalente a 64 jubilaciones mínimas. En su “palmares” solo figura el IFE como ayuda social en medio de la pandemia. El peor presidente de la historia argentina percibirá una jubilación de millonario mientras vive en España, al mejor estilo Isabelita.

La luna de miel más cara de la historia argentina tuvo Alberto Fernández desde 2019 a 2024. Mientras empresas familiares, PIMES y negocios en general se fundían por no poder abrir sus puertas ya que el mandato presidencial había ordenado que por la emergencia sanitaria que todos, todas y “todes” debían quedarse en casa. Alberto la pasó de fiesta en fiesta hasta que Cristina ordenó la publicación de las fotos en Olivos y chau romance entre la fórmula presidencial, que solo sirvió para ganarle al PRO o Cambiemos.

“El presidente argentino, Alberto Fernández, anunció que debemos quedarnos en casa (aislamiento – cuarentena obligatoria) hasta el final de Semana Santa (domingo 12 de abril). La cuarentena obligatoria que empezó el 20 de marzo se decidió por la Pandemia del coronavirus Covid-19 que afecta a todo el mundo”, rezaba la sentencia de muerte para miles y miles de argentinos que vieron como sus negocios y sus puestos de trabajo desaparecían.

Pero resulta que el buen Alberto estaba en Olivos de fiesta con sus amigos y su mujer, quien de hecho se quedó embarazada mientras su marido fue presidente. En los últimos días Alberto, quien actualmente reside en España, dio inicio a los trámites para percibir su jubilación como expresidente, por lo que percibiría una millonaria suma mensual.

Tras el traspaso de mando el exmandatario nacional optó por viajar a España con el objetivo de instalarse allí por un tiempo y dar clases en distintas universidades, sin embargo, recientemente se confirmó que planea regresar al país en el mes de marzo y cobrar la pensión honorífica.

Sin embargo, para acceder a esta pensión vitalicia el exmandatario argentino estaría obligado a regresar a Argentina, dado que artículo 5 de la Ley 24.018 establece que “es condición que los beneficiarios estén domiciliados en el país”.

A lo Isabelita

Por su parte Graciela Ocaña, legisladora de la Ciudad de Buenos Aires, le salió al cruce ante esta situación, quien insistió en que Fernández no cumple con las condiciones de acceso por lo cual “ANSES no debería dar curso a este trámite iniciado”.

Asimismo la presidenta de Confianza Pública resaltó que el expresidente abrió cuentas en España, alquila un departamento y a todas luces parece que está radicado allí.

En tanto la ex mandataria, Isabel Martínez de Perón después de ser retirada de Casa Rosada en helicóptero tras su nefasto paso por la presidencia argentina, terminó viviendo  con una pensión vitalicia en España.

Cabe recordar que este ser nefasto firmó el decreto de “aniquilación” que le permitía a las FF. AA. actuar en cualquier territorio de la nación y proceder al arresto de cualquiera que le pareciera sospechoso de ser “subversivo”. Así fue como desaparecieron 30 mil personas en la Argentina entre 1976 y 1982.