En un informe parcial se había acreditado la coincidencia del perfil genético de uno de los imputados, el “Chino” Saavedra, con el perfil genético y el informe final confirmó que hay más coincidencias, unas 13 muestras en la escena.

La situación del principal imputado por el asesinato de Jimena Salas parece cada vez más comprometida. A la coincidencia en el ADN ahora se le suma otro elemento más, el cual indica que de todo el material genético hallado en la escena del crimen, hay 13 muestras que corresponden al de Javier Saavedra, según el informe final elaborado por el Servicio de Biología Molecular del CIF y con la intervención de una perito de control designada por la defensa de los detenidos.

Según informa FISCALES PENALES, de las pruebas colectadas, los integrantes de la Unidad Fiscal sostienen la acusación realizada a los tres hombres detenidos e imputados en forma provisional como coautores del delito de homicidio calificado por alevosía, ensañamiento, criminis causa, por el concurso premeditado de dos o más personas y femicidio en perjuicio de Jimena Beatriz Salas.

Publicidad