La vida del campeón de pesos pesados más joven de la historia por fin tendrá su nueva biopic. Por ahora solo se conocen algunos comentarios del actor ganador del Oscar por “Ray” en 2004 y algún que otro dato de producción. No es la primera vez que la vida del polémico púgil es llevada a la pantalla.

Mike Tyson vuelve a ser noticia. Afortunadamente esta vez no lo es por sus excesos o por sus antecedentes penales, sino porque el galardonado actor Jamie Foxx se meterá en su piel y será el protagonista de “Finding Mike”, tal como se titula la película biográfica del famoso púgil.

Indudablemente la vida de los boxeadores siempre es el coto de caza preferido de los guionistas de estas historias brutales y crudas que se dirimen entre las sogas de un ring. Los ejemplos abundan a lo largo de la extensa filmografía de Hollywood e incluso fuera de ella.

Films de Rocky Marciano, Rubin Carter, Jake LaMotta, Muhammad Ali y otros no tan icónicos como Micky Ward, interpretado por Mark Wahlberg, recorrieron las entrañas de estos seres capaces de batallar guerras sobre un ring. Incluso en los ejemplos locales destaca la estupenda épica de Gatica “El Mono” -1993- del Leonardo Fabio y la serie de Carlos Monzón de Space.

Ahora es el turno del gran Mike Tyson, quien ya tuvo una biopic en 1995 producida por HBO, del Director Uli Edel, con Michael Jai White en el papel protagónico.  En aquella ocasión se recrearon los hechos más importantes de su ajetreada vida, haciendo hincapié en los problemas que tuvo con su pareja, Robin Givens.

Por su parte Jamie Foxx ya posteó algunas cuestiones que tienen que ver con la nueva película y eso ha causado mucha ansiedad entre los cinéfilos y fans del gran noqueador.

 

View this post on Instagram

 

The greatest of our generation for the hour Jamie Foxx

A post shared by Mark Birnbaum (@markbirnbaum) on

“No es un secreto que he estado detrás de la película biográfica de Mike Tyson por algún tiempo. La gente siempre me pregunta cuándo ocurrirá. Las cosas finalmente se han ordenado y hace algunos meses comenzamos este viaje. Uno de los primeros y grandes desafíos es transformar mi cuerpo”, escribió en su cuenta de Instagram.

Además posteó un par de fotos donde se puede ver como creció su masa muscular de forma sorprendente. Cabe recordar que si bien Foxx es un actor de físico atlético, tiene 52 años y una dilatada carrera que incluye un paso como cantante.

“Hacer biografías es algo difícil. A veces se necesitan 20 años para hacerlo, pero oficialmente conseguimos que la pelota funcione. No puedo esperar para mostrarle a la gente lo que es”, dijo en un diálogo con el productor de Hollywood Mark Birnbaum en Instagram Live.

Tyson en el cine

Tal como ocurre con deportistas que se destacaron en sus carreras, a la hora del retiro tienen apariciones, cameos y hasta protagónicos en producciones para la pantalla. Tyson no es la excepción, ya que apareció en varias producciones de distinta índole e incluso en el género comedia con una desopilante aparición en la primera parte de “Hangover”.

En Ip Man 3 del director Wilson Yip, Tyson tiene un famoso duelo contra el actor Donnie Yen, quien interpreta a quien fuera en la vida real el maestro del mítico Bruce Lee. La película está ambientada en 1959, cuando Ip Man mantiene una vida de bajo perfil en Hong Kong décadas después de luchar contra sus rivales y varios opresores japoneses durante la Segunda Guerra Mundial.

Las apariciones de Tyson en el cine son de las más variadas y curiosas. Por ejemplo en “Rocky Balboa” -2006- tiene un pequeño cameo a la vera del ring; en “Cocodrilo Dundee en L.A.” con una aparición en una plaza meditando. Pero sin dudas su pequeño papel en “Hangover” se lleva todas las palmas cuando tararea “In the air to night” de Phil Collins y de inmediato y sin mediar palabra noquea de un furioso puñetazo a uno de los protagonistas de la exitosa comedia.

Solo resta saber si la nueva biopic incluirá los sórdidos episodios del ex campeón, tales como sus orgias maratónicas con cientos de mujeres, sus excentricidades tales como gastarse un millón de dólares en un solo día, cuando se compró un McLaren y con el cambio un chupetín confitado, o la mordida en plena pelea contra Evander Holyfield, lo que llevó incluso a que se comercializaran en EE. UU. chocolates con forma de orejas.