Destacadas Personajes

#DiaMundialSinTabaco / Jeffrey Wigand, el verdadero héroe que frenó al tabaquismo

Su testimonio puso en evidencia que B&W utilizaba Cumarina en los cigarrillos para aumentar la adicción en los fumadores y causarles daños irreversibles. Su valiente testimonio salvó y salvará millones de vidas, determinando la caída de esa tabacalera y dando inicio a una reacción en cadena contra la industria del tabaco. En 2010 fue sancionada la ordenanza que declara a la ciudad de Salta 100% libre de humo de tabaco, durante la administración de Miguel Isa como intendente capitalino

A algunas personas les toca estar en el momento justo, en el lugar equivocado y una sola decisión puede cambiar el curso de la historia y potencialmente salvar a millones. Es lo que le sucedió al doctor Jeffrey Wigand.

En 1995 llegó a desempeñarse como vicepresidente de investigación y desarrollo en Brown & Williamson en Louisville, Kentucky. Allí fue cuando lo despidieron aparentemente por su intempestiva forma de “comunicarse” con sus pares y su briosa personalidad.

Ante éste despido sin ninguna explicación razonable y a sabiendas que esa gigantesca compañía estaba “envenenando” literalmente con Cumarina a quienes fumaban sus cigarrillos, decidió denunciarlos en el programa de televisión 60 minutos. Como consecuencia de esto la empresa le retiró  los seguros médicos a sus hijas, ya que aun estando en condición de despedido, podía contar con la cobertura de salud. Pero eso no sería nada comparado con la pesadilla que le harían padecer.

Los CEOS de Brown & Williamson lo tildaron de whistleblower o “soplón” cuando apareció en el programa de la cadena CBS, en el programa de noticias 60 Minutos, donde expuso las prácticas de su compañía en la cual manipulaban intencionalmente los efectos de la nicotina en los cigarrillos.

Censura y persecución

El otro héroe de esta historia es el periodista y productor de CBS, Lowell Bergman. Según la película The Insider – 1999 de Michael Mann, basada en estos eventos, es él quien como productor contacta a Wigand y lo lleva a 60 Minutos.

Mientras Wigand lidiaba con las persecuciones y amenazas de muerte por parte de la tabacalera; Bergman intentaba poner al aire la entrevista ya grabada que había realizado junto a Mike Wallace.

El problema sin resolución que debía enfrentar Lowell era que Wigand había firmado un contrato de confidencialidad con Brown & Williamson en el cual no podía revelar absolutamente nada de lo que se hacía dentro de la tabacalera, aun siendo algo nocivo para la salud de los fumadores.

Fue cuando una verdadera batalla judicial tomó forma, mientras Lowell Bergman intentaba “voltear” el acuerdo de confidencialidad mediante una deposición en el estado de Louisville con la ayuda de una firma de abogados de Mississipi, la cual había ganado varios juicios a por problemas relacionados al tabaco y de esa forma permitir que la entrevista saliera al aire, sin saber que desde adentro de CBS los ejecutivos de la Cadena, invadidos por el miedo a una posible demanda multimillonaria decidieron censurar la entrevista. Según Eric Roth, coautor del guión de la película, dijo:

“Presentamos todo como la historia de estos dos hombres y una situación un tanto inusual. Después se integraron los elementos que muestran la lucha dentro de los medios de comunicación y las filosofías de ellos dos”.

El dilema

La encrucijada en la que el periodista se encuentra le plantea dos opciones: dejar de lado la entrevista y no sacarla al aire; o emitirla aun en contra de los propios intereses de los directivos de la cadena CBS y soportar las consecuencias de ser aplastados por una tabacalera poderosa, la cual ostentaba ese poder justamente porque en los años 90 estas compañías estaban valuadas en miles de millones de dólares, pero por sobre todas las cosas porque tenían en sus manos el contrato de confidencialidad que le ponía un cepo al testimonio de Jeffrey Wigand.

La solución a semejante “dilema”, tal el titulo de la película en España –en Argentina se llama “El informante” –, se le ocurrió a Low Bergman. Viéndose con las manos atadas y al no poder sacar al aire “su” entrevista, se puso en contacto con un colega del New York Time, según la película, aunque Wikipedia consigna que es el Wall Street Journal quien publica la historia.

Bergman le pasa telefónicamente toda la entrevista palabra por palabra a su colega, con el objetivo de que uno de los periódicos más influyentes e importantes de los EE. UU. soportara el embate de la tabacalera y así hacerlo público.

Esto llevó a una reacción en cadena, la cual fue replicada por todos los medios gráficos americanos y a CBS vergonzosamente no les quedó otra que emitir por fin la entrevista. Obviamente que el NY Times en su editorial puso en evidencia la cobardía de CBS. Incluso los acusó de traicionar el legado de Edward R. Murrow, pilar fundamental del periodismo americano, denunciante de las tácticas perversas en los años 50 del senador Joseph McCarthy.

Jeffrey Wigand fue interpretado por Russell Crowe y Lowell Bergman por Al Pacino en la película The Insider de Michael Mann en 1995 –Foto Amazon.com–

La lucha quijotesca de Bergman por sacar al aire su entrevista es un verdadero símbolo de la libertad de expresión y el acceso a la información, la cual es un derecho universal e inalienable de todas las sociedades democráticas y republicanas.

Por su parte Jeffrey Wigand, después de ser despedido de Brown & Williamson y pasado por un calvario, donde la tabacalera le destruyó la vida a través de campañas sucias pagadas en varios medios de comunicación, se dedicó a la docencia como profesor de química y japonés en el instituto de secundaria “duPont Manual Magnet” de Louisville, Kentucky.

Gracias al testimonio de Jeffrey la tabacalera B&W perdió una demanda millonaria por haberle causado daños a sus consumidores. Puntualmente alegó que la compañía había introducido productos químicos como el amoníaco en los cigarrillos para aumentar la nicotina e incrementar la adicción causando un impacto en el SNC. Cuarenta estados en última instancia, presentaron una demanda médica contra la industria del tabaco que dio lugar a una liquidación de 368.000 millones de dólares en daños y perjuicios relacionados con la salud por las empresas tabacaleras.

Este catastrófico evento determinó la caída de varias tabacaleras y la proliferación de muchos otros juicios que llevaron a que entre otras cosas la F1 quitara los anuncios de cigarrillos de los monopostos, haciéndole perder miles de millones a esa industria.

Día a día la concientización por los daños del tabaco a la salud pública toman forma y se van descubriendo los efectos nocivos y letales que el cigarrillo causa, no solo sobre los fumadores sino sobre los que los rodean. En la Argentina mueren 6000 personas al año por ser fumadores pasivos.

En 2010 fue sancionada en el Concejo Deliberante, por unanimidad, la ordenanza que declara a la ciudad de Salta 100% libre de humo de tabaco, durante la administración de Miguel Isa como intendente capitalino.

En cuanto a Jeffrey Wigand fue nombrado Maestro del Año del estado de Kentucky, después de estos eventos. Actualmente reside en Mt. Pleasant, Míchigan. Da conferencias por todo el mundo, como testigo experto y asesor en diversos asuntos relacionados con el tabaco, así como a su organización no gubernamental, SMOKE-FREE KIDS, Inc., para ayudar a los niños de todas las edades a tomar decisiones saludables en relación con el consumo de tabaco.

Imagen: Crédito CBS News