Destacadas Notas

#CasoHinchaSanLorenzo / Manuel García: “Él sabía el daño que iba a hacer”

Habló el hermano de José María García, herido gravemente por Mauro Cabral, el 29 de enero de 2014, en inmediaciones Avenida Paraguay, cuando se disputaba un partido entre River Plate y San Lorenzo de Almagro. AUDIO

Se llama Manuel García y es el hermano de José María, el hincha de San Lorenzo que sufriera una gravísima agresión por parte de Mauro Cabral, en un episodio inexplicable, propio de una violencia asociada a las bestias.

“Yo estaba a media cuadra de lo que pasó, yo lo vi bien. Cuando le pega la pedrada en la cabeza fue a un metro, no como dice el abogado defensor, que dice que “tiró” o “arrojó”. “Arrojar” es una cosa, vos podés tirar una piedra de acá a cinco metros y podés pegarle a alguien, pero él estaba a un metro. Él sabía el daño que iba a hacer”, indicó el joven visiblemente consternado.

“Lo impacta con la piedra en la cabeza, es decir directamente lo golpea en la cabeza. Se cizañó, fue como venganza. Mi familia se enoja con ese tema, porque quieren cambiar la caratula de la causa. Intentar pasar a “agravado” y no a “tentativa de homicidio”. Es una tentativa de homicidio, él estuvo a metros, él sabía lo que estaba haciendo. Sabía lo que hacía, le podría haber pegado en la espalda, en la pierna, pero él le pegó en la cabeza”, enfatizó Manuel.

Momento fatal

Cabe recordar que José María García sufre el impacto proveniente de un pedazo de cordón cuneta, un trozo de concreto.

Tal como lo describe Manuel quien fue testigo presencial del hecho. “Entra en una mano fácilmente y viene con dos hierros”, detalló, al tiempo que agregó que su hermano aun tiene la marca del hierro en su cabeza.

“Al día siguiente fuimos al lugar del hecho, junto a personal de la Brigada y todavía estaba el pedazo de concreto, donde estaba la mancha de sangre, ya que mi hermano comenzó a sangrar por los oídos. O sea que desde ya la lesión era muy complicada”.

Ante la consulta de la colega de prensa de Nuevo Diario, acerca de que si Mauro Cabral se había comunicado con su familia para pedir disculpas, el hermano de José María enfatizó que jamás lo hicieron. Tampoco ninguno de los otros imputados en la causa, solo su abogado tuvo contacto con la familia.

MUY CRITICO –¿Qué tiempo transcurrió desde la pelea inicial hasta el momento en que Mauro Cabral impacta el pedazo de cordón cuneta en la humanidad de José María?

Calculo que unos 10 a 5 minutos. Nosotros corrimos y llegamos al puente de la Coca cola hasta la puerta del boliche “Sublime”. Ahí es donde cae mi hermano, en la parada –de ómnibus–.

MUY CRITICO –O sea que “lesión en riña” no puede ser, él se tomó el tiempo…

Claro, porque el primer problema pasó en el puente de la Coca cola y mi hermano cae en “Sublime”, o sea que si era agresión por riña caía directamente en el puente.

Al ser consultado por la distancia que existe entre el mencionado puente y el lugar donde José María recibe el impacto, su hermano calculó un kilometro, distancia de la cual, Manuel relata que la hicieron corriendo mientras huían de un nutrido grupo de personas que les arrojaban piedras, ya que ellos eran solo tres personas.

En el grupo que señala Manuel, enumera a Alanis y Chuliguai, dos de los imputados también en el hecho.

MUY CRITICO –¿Qué expectativas tienen en cuanto a la pena que les pueda caber?

Tentativa de homicidio es entre 5 y 10 años. Nosotros sabemos que esta condena que le pueden dar no nos va a calmar en nada. Es solo una caricia al alma y nada más. Nosotros todos los días tenemos que seguir luchando por mi hermano, vamos a seguir viviendo el día a día. No hay ninguna condena que a mi hermano le devuelva lo que era antes.