Destacadas Notas

#CasoHinchaSanLorenzo / “José María ya no tiene posibilidades de tener actividad física”

Lo dijo el médico que lo asiste desde hace dos años. También declararon quienes lo atendieron la noche del incidente y una psicóloga que confeccionó un perfil del agresor, Mauro Cabral. Para su médico particular el joven solo está con vida gracias a la contención familiar.

Seguramente el testimonio más crudo que se escuchó en la segunda jornada de audiencia fue el del doctor David Miguel Gual, quien atiende a José María García actualmente.

El médico hizo una pormenorizada descripción del estado actual de la víctima y de lo oscuro del panorama en torno a su delicado estado de salud.

“A este estado lo conocemos como catástrofe neurológica”, declaró el profesional de la salud ante el tribunal compuesto por  los jueces Javier Francisco Aranibar, Norma Vera y Mónica Mukdsi, quienes se encuentran juzgando a Mauro Cabral –principal implicado– Otto Bornes, Mauricio Javier Alanís y Francisco Maximiliano Chiliguay por homicidio simple en grado de tentativa en perjuicio de José María García.

“Es un paciente que se encuentra traqueotomizado, con una evolución de dos años, que sufre neumonías a repetición y múltiples complicaciones”, detalló Dual.

Al ser consultado por su evolución, el médico dio a entender que es un milagro que siga con vida, “la evolución de él es que ha sobrevivido”, enfatizó y agregó que “sufre traumatismos a nivel del Sistema nervioso central ya que es una lesión raquimedular alta”.

Finalmente el doctor Gual emitió un pronóstico terrible, donde comunicó que “ya no tiene posibilidades de tener actividad física y que hasta aquí ha sobrevivido solo por la contención familiar. La lesión es gravísima”, sentenció el profesional que lleva casi dos años atendiendo al joven.

jose-maria-juicio

Dudas técnicas y respuestas profesionales

Al momento de recibir el feroz impacto, José María García es trasladado al hospital donde su estado no era tan grave, e incluso hasta pudo comunicarse con un oficial de la división homicidios, quien pudo entrevistarlo. Si bien no sentía sus miembros superiores e inferiores, la lesión no parecía tan grave, declaró Rodrigo Bautista de la división homicidios, quien lo visitó en el shock room después de haber sido herido.

Por ello es que el tribunal le preguntó, tanto al doctor Luis Pablo Alanis, como a David Miguel Gual, como era posible que una lesión aparentemente no tan grave, al cabo de unos días muestre un cuadro “gravísimo” como este.

Ambos profesionales coincidieron en que se parte de la base de que “la medicina no es una ciencia exacta” y que todo depende de la evolución. Alanis citó casos de gravedad extrema en accidentes de tránsito, con traumas como el que sufrió García y que increíblemente se recuperaron; y en otros casos que parecían de menor gravedad terminaron con el fallecimiento del paciente.

Por su parte el doctor Alanis detalló que la lesión fue en la medula con origen traumático en la región cervical. Cabe recordar que este testigo es médico legal de la Policía y fue quien lo atendió la noche del incidente.

El perfil psicológico del agresor

La licenciada en psicología, Romina García, le realizó varios test a Mauro Cabral, de los cuales la profesional dijo que “tiene una inteligencia promedio, puede ver disminuidas sus capacidades por el consumo de sustancias psicoactivas, con baja autoestima e inseguridad emocional”, enumeró.

Por su parte la psicóloga agregó que “tiene inmadurez y necesidad de un otro que confirme”.  Además “puede actuar defensivamente ante una reacción y tiene conducta ansiógena”, puntualizó la profesional.